El record mundial de salto de longitud

El salto de longitud es otra de las pruebas de atletismo que comenzó en los primeros juegos de la edad moderna en Atenas 1896 aunque ya se practicaba en la antigüedad pero incluido dentro del Pentatlón. Como en la mayoría de las pruebas de atletismo la evolución física y técnica del ser humano ha ido haciendo que el record mundial de salto de longitud haya ido mejorando con el paso de los años aunque también es cierto que es una de las disciplinas donde se ha producido un estancamiento en la superación de las marcas en las últimas décadas ya que el record actual consta ya de hace más de 25 años y nadie se ha acercado a menos de 20 centímetros desde que se consiguió.

Para batir dicho record hace falta una gran velocidad en los 50 metros de carrera, una gran potencia en el impulso y por último una buena técnica en la batida. Todo esto debe ser combinado con la precisión de ejecutar las tres fases básicas en el momento adecuado.

 A parte de la precisión del saltador se ha de tener en cuenta las condiciones climatológicas ya que también se mide el viento a favor con el que se realiza el salto, considerándose marca no válida cuando se supera una fuerza del viento superior a 2 metros por segundo.

 El salto de longitud es lo más parecido a la capacidad de vuelo del hombre ya que es el movimiento destinado a alcanzar la mayor longitud posible con sólo el impulso, la técnica y la fuerza del ser humano sin tocar el suelo. No es sólo no tocar el suelo durante el mayor tiempo posible sino también avanzar en el espacio.

El 30 de agosto de 1991 se escribió gran parte de la historia del salto de longitud.

Record mundial de salto de longitud

Mike Powell en el Campeonato del mundo de Tokio de 1991 batió el record mundial de salto de longitud con una marca de 8 metros y 95 centímetros.

Aquel mismo día para la historia Carl Lewis alcanzó la tercera mejor marca de todos los tiempos con 8.87. En un sólo día se consiguieron dos de las tres mejores marcas de la historia dejando entre ambas sólo los 8.90 de Bob Beamon en los Juegos Olímpicos de México 1968.

Algo especial sin duda pasó en Tokio.

Os dejo el vídeo de los 8.95 cm de Powell… la lucha del hombre contra la gravedad en el record mundial de salto de longitud.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *