El auténtico Iron Man de la Liga Española de Fútbol

elgurudeldeporte.com

 El termino Iron Man se suele aplicar a los hombres que son capaces de prevalecer donde el resto decaen. En ocasiones lo utilizamos casi con una excesiva ligereza pero en otras es justa su denominación. En el caso del Iron Man de la Liga Española de Fútbol vamos a hablar del hombre que no sólo ha jugado más partidos consecutivos si no que los ha jugado completos sin perderse ni un sólo minutos.

Hablamos del futbolista que más partidos consecutivos ha jugado de principio a fin.

 A día de hoy es muy difícil encontrar jugadores que jueguen siempre todo el partido.

Los motivos son múltiples como por ejemplo las rotaciones, el descanso por las múltiples competiciones o el hecho de regular el esfuerzo para llegar al final de temporada al mejor nivel posible.

La casuística es múltiple pero la realidad es que ya no quedan auténticos iron man en la liga.

El caso se agrava aún más en los jugadores de Campo ya que todavía los porteros en los últimos años han tenido algún representante entre los jugadores que no se han perdido ni un sólo minutos en más partidos.

Para encontrar al hombre del record hay que viajar hasta la década de los 50’s y gran parte de los 60’s.

Orué

Jose María Orué Araguren es el Iron Man de la Liga con un total de 391 partidos completos consecutivos disputados

El Bilbaino jugó toda su carrera en el club de su tierra, el Athletic de Bilbao.

17 temporadas en el conjunto vasco siempre en primera división le hicieron alcanzar dicho record.

Cuando jugó siempre jugó el partido completo y durante 391 partidos nunca fue sustituido.

En ese periodo se hizo con 3 Copas del Generalísimo (Rey) y 1 liga.

Orué fue imprescindible en la defensa vasca del Athletic siendo durante casi dos décadas un clásico en el 11 titular.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.